martes, octubre 18, 2005

Lobo estepario en el centro de la ciudad de los palacios.


Sfg eht gnirehtag, Foto cortesía del huevo...
Definitivamente causa tiricia el título, pero que haremos si escribo para los estornudos de Neptuno. Hace algunos días en lugar de quedarme a hacer pininos con Warcraft o el Sr. Markov decidí de último momento ir a una francachela en el centro. De hecho quien me animo fue 3.141... al hablarme, lástima que nunca convergió, es lo malo de ser un número irracional. Como os decía terminé cuan "Dunpail" en el centro de la ciudad. Me sorprendió verla tan limpia, me sorprendió ver el palacio de Iturbide en plena majestad con pompa electrica alumbrando la maestría de su maquillaje. Siempre me impacta ver el palacio de Bellas Artes y un sinfín de edificios antigüos que se aprestan a ahogarnos a lo largo de Madero. El destino bolivar número primo, una casona antigüa con un gran patío central fue el escenario, sin cadeneros, ni discriminación de ningún tipo. Un segundo piso sería quien diese descanso a mis pies. Me impacto ver tanta gente vestida de negro, pelo largo, no sé, fue delicioso aspirar su dulzona sangre, seguramente la danza de los brotes yugalares contrastarían con sus negras playeras. Ja, sólo bromeo, gente de todo tipo... no sé las palabras no me entienden, ni yo a ellas, con un conflicto así como puedo explicaros mis emociones para alguien cuya entera vida ha sido la música barroca de pronto conozca, bueno ya conocía, música estridente, cuerdas de lira metalera y un sinfín de artilugios electrónicos que hagan vibrar tus oidos. Amar esta época moderna... La chela 15 pesos, el vodka con taurina 50 pesos, qué más puedes pedir, bueno la fémina escencia, dura y delicada a la par, sus ojos oscuros, danzando en una alberca de tinta china, sus líneas contorneadas aderezadas por carmín y negro. Ya basta, sólo puedo deciros que el extasis llegó en el momento de escuchar a Fractalia... me dejé llevar... fluí y con soma torturé a mi cerebro.

Al final salí de Bolivar, Dada X, y no encontraba mi coche... supongo que mi cerebro me guardó rencor por la tortura infligida, pero siempre arreglamos nuestras diferencias y después de una hora de conflictos encontré mi coche. Partí a lares conocidos a sumergirme en las sábanas del mareo.

Ahh, y también conocí a los bitacoristas que dieron el pitazo. A la chica de el gato azul ya la conocía de B&B abril 2005, pero a quienes no conocía físicamente, el mulder, calleja y el autor conocí dadas las circunstancias de la obvia desinibición. Fue loco llegar y decirle a alguien - Disculpad, tu eres el que se la come - y luego en franca descortesía - Ahh y tu eres el autor... El augurio empeoró al verme retratado en otro blog. Quien diría coinicidencias funestas, que va, Brindo y doy gracias por la chela que refrescó mi gañote, gracias señores bitacoristas. Puede ser ridículo, mas gané un rojo artilugio musical con una respuesta muy clásica o cercana al menos a uno de los autores o compositores que me gustan. Una ninfa metalera en escenario preguntó - Haber tu, te quieres ganar un ...
Yo - contesté en tono sorprendido.
Pero, si no sé nada de música moderna y menos sobre Gathering - hablé para mi mismo.
En quien se inspiró the Gathering en su bla, bla, bla - atacó la ninfa presentadora y después de escuchar varias respuestas opciones y demás contesté - Mozart.
Chido, perfecto, asi fue - contestó la ninfa y sus manos entregaron un artilugio envuelto de rojo...

3 comentarios:

Huevo dijo...

Y donde estaba yo que no vi eso?

Rafael Peñaloza dijo...

Y qué contenía el empaque rojo? Yo una vez recibí una rosa de Rita Guerrero de Santa Sabina; se siente chido.

Saffog Tochtli dijo...

Perdón, tenía un cd con música de The Gathering y música de bandas mexicanas fanes de the Gathering... Creo que se siente cheve en el sentido de que fuiste el elegido.

Por cierto cuando enfrentamos... nuestra baraja. Yo tengo a fabiruchis... y esa carta si que es de peligro.