viernes, diciembre 05, 2014

Ante el pesimismo hay que ser optimistas racionales

Me parece muy acertado el discurso de Denise Dresser en el sentido de que hay que ser optimistas y no victimistas o pesimistas, comparto su decálogo propuesto, a final de cuentas Denise es politóloga y es lo que estudia e investiga:

1.- Exigir cuentas a diputados, alcaldes y gobernadores en general.
2.- Jugar un papel activo y cuestionar a los funcionarios públicos sobre sus decisiones y recordarles que están obligados a realizar acciones encaminadas a tener eficaces y buenos gobiernos.
3.- No obtener su información política de Televisa o Televisión Azteca, ya que si su única fuente informativa para saber qué pasa en su comunidad, estado y país son estas dos vías, no podrá conocer la realidad de México.
4.- Un “marcaje personal” a su regidor, síndico, alcalde, diputado y gobernador. Pedir explicación del sentido de su voto en el Congreso local y federal; así como exigir que haga pública su declaración patrimonial y recordarle constantemente que llegó al cargo para servir.
5- Sumarse a la presión para exigir que aumente el número de candidatos independientes.
6.- Rechazar la “guerra” contra el narcotráfico, ya que ha empeorado las cosas y hoy México es un país más inseguro que años anteriores. Sumarse a cualquier proyecto educativo que busque elevar el nivel de los ciudadanos.
7.- Oponerse a los monopolios: afore, bancos, notarios, empresas telefónicas y televisivas.
8.- Recoger la basura del frente de la casa, porque una acción tan sencilla se convierte en una gran aportación a la comunidad, fomenta la participación y unidad de los ciudadanos.
9.- Conectarse con sus vecinos a través de su Facebook, Twitter y medios electrónicos en general, para opinar sobre temas de interés público.
10.- Formar parte de una organización no gubernamental o causa social en pro del bien común o beneficios sociales.

A titulo personal puedo decirles que muchos de estos puntos los he observado en mi estadía en Calgary, Canadá; por ejemplo la basura es algo que dice mucho de la sociedad en el sentido de pertenencia. En el D.F. somos unos puercos irrespetuosos, tiramos basura, no cuidamos nuestras banquetas, jardineras, nuestros ríos están entubados, mientras que en Calgary la basura brilla por su ausencia.


No hay comentarios.: