viernes, abril 26, 2013

Catán


Un juego que conseguí en mi visita a Calgary fue Catán, la historia básicamente fue que andaba por el centro, cuando vi un escaparete con muchos juegos de mesa, juegos que en mi vida había visto, así que me metí a dicha tienda y resulto ser que me había metido al centro comercial conocido como "Devonian Gardens". En dicho templo al consumo en el piso superior tienen adaptado una especie de invernadero con un chingo de plantas tropicales y estanques con peces Koi, además de mesitas para que los paseantes disfruten la sensación de estar en el trópico - ay, ajá - en lares tan boreales y fríos.

El hecho fue que vi varios juegos portátiles entre ellos Catán, el precio estaba razonablemente bara, y lo que me gustó de tal fue la portabilidad.

Meses después intenté jugarlo con Ernesto, pero sin éxito dado su compromiso con el trabajo y su ñoñería. Un tiempo después convencí a mis roomies y amigos, después del fracaso de Arkham Horror, para jugarlo. La dinámica muy sencilla, incluso adictiva para alguien que no es ñoño, como lo es Perro, a tal grado que al menor pretexto quiere jugar.

Sobre el juego, pues hay varias ligas interesantes sobre las matemáticas que están detrás del juego. Por lo mucho o poco que he jugado básicamente hay que estar en el lugar donde la obtención de recursos sea más probable y sobre todo las que proporcionan los puntos de victoria, como son construir una asentamiento o una ciudad.

pdf de settlers-of-catan-analysis

página clavada en catánn

artículo en divisbyzero.com

No hay comentarios.: